Seguir a Hugo Páez

jueves, 21 de septiembre de 2017

MILICIA ADMIRABLE; MARINOS EN EL REBSAMEN PARA LA FOTO

Lo que empezó con gusto, terminó en disgusto en el colegio Enrique Rebsamen del sur de la CDMX, al arribo de un camión de la Marina de Vidal Soberón Sanz, en los límites del edificio colapsado, con decenas de infantes atrapados, maestros y trabajadores.
Vecinos y padres de familia vitorearon a los militares, pero al bajar del vehículo, se formaron alrededor de 25 elementos navales, con los escombros del plantel como escenario de fondo, para tomarse la foto, eso sí, de forma muy disciplinada.
Una vez captada la imagen, se subió una veintena de marinos al vehículo, y se quedó menos de media docena como apoyo para las maniobras de rescate. Extraña la escena, ya que tanto la Semar como la Sedena de Salvador Cienfuegos Zepeda se han destacado con estoicismo en donde se les requiere.
Pero en el Rebsamen la angustia de padres de familia y vecinos se transformó en rabia, y empezaron a reclamar a los marinos designados “la toma de foto”, quienes se limitaban a decir que seguían instrucciones. Ayer regresó un nutrido contingente a tomar el mando, en los medios el colegio se convirtió en un ícono del sismo.

LA PEOR ‘PASARELA’ DE OSORIO CHONG

Difícil pensar que el Secretario de Gobernación pensara que la visita a las un edificio colapsado en la calle Chimalpopoca y Simón Bolívar, se convertiría en una fallida pasarela, a partir del grito de albañiles y rescatistas con la frase: “Ensuciate las manos cab…”.
Miguel Osorio Chong, uno de los cuarto destapados de Emilio Gamboa Patrón, para la candidatura presidencial por el PRI, recibió una ola de insultos, lluvia de objetos. Uno de ellos le pegó en la cabeza, momento en que decidió emprender retirada, escoltado por elementos de seguridad pública local ¿y la protección federal de Manelich Castilla..? ¿y el Estado Mayor..?
En otro escenario, se hablaría de una celada o montaje de algún grupo opositor, sin embargo, el temperamento de los voluntarios en todos los puntos de emergencia de las zonas siniestradas, repele todo lo que huela a lucro político, y aunque Osorio es jefe de Carlos Valdés, director del CENAPRED, a la gradería le valió.

CATEDRAL Y BASÍLICA SIN DAÑOS

Informa la Arquidiócesis de México de Norberto Rivera Carrera a este espacio que tanto la Catedral Metropolitana como la Basílica de Guadalupe no presentan daño alguno, sin embargo, hasta no tener una inspección detallada del daño estructural, queda cerrada al público.
El vocero Hugo Valdemar Romero reportó una lista de templos afectados que permanecerán cerrados hasta no efectuar los trabajos necesarios. En tragedias como el sismo de 7.1 grados Richter, los feligreses acuden con mayor frecuencia, sin embargo, la certeza sobre la seguridad de los mismos es prioritaria.
Seguramente la Conferencia del Episcopado Mexicano de Francisco Robles Ortega y Alfonso Miranda Guardiola harán los conducentes a nivel nacional.